langosta

Gatronomía

La isla de Ibiza con un turismo que empezó a afluir en ella embrujado por sus pintorescas costumbres, sus tierras rojizas y sus frondosos pinares, y una gastronomía basada en los productos del mar y el campo.
coques

Pescado y Marisco

En Ibiza el manjar típico es el pescado, sobre todo de roca, y el marisco. Un plato típico de pescado es la "borrida de ratjada", raya guisada con almendra picada, que es uno de los frutos secos más abundantes en toda la región. Otra receta de la zona es el "bullit de peix ", arroz a banda de caldo de pescado que se degusta a la inversa: primero el pescado guisado, después el arroz. Destaca la langosta; la "Caldereta de llangosta" en guiso ó sola. El guisat de marisc es otra de las deliciosas recetas a base de marisco que podemos encontrarnos en la isla de Ibiza. También destacar la "frita de polp" (fritura de pulpo) ó de calamar.
pincho albaricoquepollo

Carnes

En Ibiza se consume más la carne de cerdo y cordero. Del cerdo destacar que en otoño se realizan las matanzas, una tradición familiar de los payeses, donde esos días se come arroz típico de matanzas, y producen embutidos como sobrasada y butifarra. Con carne podremos encontrar otros platos como: "Sofrit pagès" (a base de diferents carnes asadas con potató), "frita de porc o matances" (fritura de cerdo), ó sabrosas empanadas: pastelillos cuadrados con carne, pescado ó verduras picadas.

Otros productos

La salsa "Nadal", muy típica en Navidad, se elabora machacando almendras, piñones con higaditos de gallina, diferentes carnes y sus caldos, canela, etc. Encontramos guisos de verduras como el "Cuinat" (de habas, acelgas); empanadas grandes ó "Coques", de pimiento, cebolla y tomate, así como "Cocarrois", pequeñas empanidillas de verduras (espinacas ó acelgas, y piñones); ensalada de "Crostes" (pan duro desmenuzado, con tomates, pescado seco, aceite, sal y ajo); y el tan esperado en todas las mesas, el AI-OLI, típica salsa de ajo y aceite cuajada, que tanto gusta untada en buen pan payés.

Vinos

De la indicación geográfica “Vino de la tierra Ibiza” destacan los vinos tintos elaborados con monastrell, variedad tradicionalmente cultivada en la isla y con una buena adaptación. Son vinos de color cereza a picota, brillantes y transparentes. Predominan los aromas de fruta madura (fresa), caramelo de fresa, notas perfumadas, destacando en algunos casos el tomillo. El tomillo, tradicionalmente, se ha utilizado para evitar la obstrucción de las cubas de fermentación, por lo que podría decirse que es un atributo destacable y identificativo del vino de Ibiza. En boca son vinos con cuerpo, densos, redondos y cálidos, el final es largo y con reminiscencias de frutas en aguardiente.
Respecto a los vinos blancos, destacan los elaborados con macabeo como variedad principal. Son vinos con un buen color amarillo limón o paja, con aromas de fruta madura (manzana) y flores. En boca son frescos, estilizados, equilibrados y tienen un buen paso, con un final de fruta muy madura. Algunas de las bodegas más importantes son: Bodega Sa Cova, Can Maymo, Can Rich de Buscastell, Vins de Tanys Mediterranis.

Una cita importante en la historia del vino de Ibiza fue el 15 de noviembre de 1996, día en que el Govern de les Illes Balears aprobó el Decreto 197/1996, por el cual se crea la comarca vitícola “Ibiza” y se regula la utilización de la mención “Vino de la tierra Ibiza”.

En el año 2003, mediante el Decreto 54/2003, el cual deroga el Decreto 197/1996, se aprueba una nueva regulación de la utilización de la mención “Vino de la tierra Ibiza”, la cual introduce la posibilidad de elaborar vinos monovarietales tintos con las variedades cabernet sauvignon, merlot y syrah, y blancos con malvasía y chardonnay, introduciendo a su vez nuevos parámetros de calidad y estableciendo un nuevo sistema de control de la calidad.

hierbas ibicencas

Dulces ibicencos

En Ibiza encontramos vestigios gastrónomicos de raíces árabes, ya sea por la canela en sus arroces, pero más en sus postres. A destacar dos básicos de todo el año: el "Flaó" ó flahón, tarta de queso con hierbabuena y azúcar, y la "Greixonera", una especie de pudding a base de enseimadas o pan, leche, huevos, canela y azúcar. En fiestas populares ó eventos las payesas suelen cocinar "Orelelletes", una torta de manteca y azúcar frita exquisita, así como en Semana Santa nos preparamos para los diminutos "Panellets", pastelitos de piñones ó almendra machacada. Por supuesto, en Ibiza, encontraremos enseimadas, destancando un tamaño individual y sin cabello de ángel, como las mallorquinas.

Licores y ratafías

Para acompañar estos deliciosos postres o incluso como aperitivo, les herbes (hierbas) Eivissenques (Denominación geográfica Herbes Eivissenques), muy digestivas, y sobre todo probarlas en CAN ANETA en el pueblo de Sant Carles, y la Frígola. Aunque no nos podemos olvidar de un buen "Café Caleta", un café caliente cocinado con licor (brandy o ron), palo de canela, cáscara de limón y/ó naranja, granos de café y azúcar.
top